Amor: parte 15

Posted on Actualizado enn


Fabricando Fantasías

..:: 15 ::..

Para la graduación, Kim Jaejoong tenía dos cosas en claro.

Tenía una obsesión latente con Jung.

Una fuerte que oprimía su pecho y encogía su estómago. Por que Yunho no se dejaba arrastrar por él. Por que no le podía corresponder, por que su ser clamaba por un poco de condolencia, y su orgullo propio no le permitía rebajarse ni un centímetro más.

Entonces estaba lo segundo, destruir a Yunho hasta la más ínfima parte de su ser, sentía era la única forma de retribuirle todo por lo que había acaecido desde que se planteó así mismo que aquel ser infame le atraía.

El problema era que en aquel entonces no sospechaba cuan perjudicial había sido dejarse llevar por su orgullo hasta doblegar a Jung a sus caprichos. Probar su ser unido al de Yunho había sido exquisito, de haberlo sabido, de haber sabido que no saciaría su sed de él con facilidad, jamás hubiera dejado que sus deseos primaran.

Pero era un juego de arrepentimiento que Jaejoong no estaba dispuesto a jugar.

Le aburría pensar en los ‘hubiera’ y no es como si tuviera mucho tiempo a su favor, la graduación estaba a unos días. Entonces tal vez le perdería el rastro a Jung, y Jung Yunho no se podía marchar sabiendo que él se quedaba ansiando un solo contacto más. Si Yunho no quería nada con él, perfecto. Pero antes, él los destruiría.

El problema era, ¿cómo?

—Solo digo que si tu padrino de graduación es tu padre, entonces invita a Namin a la ceremonia. Después de todo, la graduación de ella fue la semana pasada y tú asististe.

Yunho tuvo que removerse un poco en su lugar, solo para que sus facciones no fueran visibles y  demostraran aquella molestia e incomodidad que presurosas se colaban entre sus expresiones.

Le preocupaba, seriamente. Tener a Jaejoong y Namin en un mismo lugar.

—Aún no se lo he preguntado, puede que esté ocupada.

—Yunho, ¿qué pasa?

Goongsu es un buen amigo, de los mejores que tiene. Y siente que ocultarle algo es faltarle a su amistad de años. Pero no puede, no debe. Aquellos encuentros con Jaejoong deben morir en su memoria, hasta que un día parezcan tan solo una ilusión.

—Nada… Es solo que esto de la graduación y empezar a ser adulto, abruma un poco.

Sonrió sin ganas, y Goongsu pareció notarlo, pero él solo suspiró.

—Si lo que te preocupa es ‘él’ deberías tomarlo con calma, hace semanas que no se acerca para nada a nosotros. Tal vez ya entendió el mensaje.

La cara de Yunho sufrió un súbito calor, endemoniado temor que cubrió su ser e hizo sentir un frío colándose en su pecho, desgarrando suposiciones y afirmando otras que lo avergonzaban.

—La llamaré luego.

Bajó la cabeza, jugando con el celular en las manos, fingiendo que estaba distraído. Y sintió la mirada de Goongsu por un rato más, pero luego el muchacho solo empezó a silbar una vieja canción, con la mirada perdida en cualquier otra parte.

Pequeños segundos de paz que acaecían en su alma y se impregnaban en su ser. Goongsu era un buen amigo, por medio saber algo y no preguntar, ni insistir en el tema. Pero le agradecía infinitamente por comprender, y saber cuando concluir una conversación.

A veces dar en el punto débil del enemigo es demasiado fácil.

Solo basta dar vuelta a la camisa y empezar desde el principio.

La razón por la que todo empezó, puede ser el motivo por el cual, todo puede concluir, a Jaejoong le tomó más allá del tiempo que pensó. Averiguar, instigar y comprobar un par de cosas antes de actuar.

Entonces lo consiguió, el lugar y la persona exacta por la que su historia con Yunho había empezado. Sería ella quien sin saberlo lo ayudaría a concluir de una buena vez por todas con todo ese endemoniado sentimiento albergado en su ser.

La vio cruzar la calle, con una pequeña bolsa de ropa en la mano, su sofisticada presencia llamando la atención de muchos al caminar. Hermosa, reluciente. No entendía como pudieron separarse. Odiaba admitirlo, pero juntos aquellos dos hubieran sido perfectos.

No importaba. Su ser egoísta clamaba por crueldad y él no se iba a negar.

Ajustó su ropa y arregló su cabello.

Era hermoso, perfecto. Lo sabía, y se aprovecharía de ello.

—¡Wow! Cuidado.

Sus manos atraparon con seguridad la estrecha cintura de la mujer que abrió mucho los ojos en cuanto sus cuerpos se hubieran chocado. Y hubiera perdido el equilibrio sino fuera por aquellos ojos que la miraban directo y que por un momento la hicieron olvidarse que se encontraba en una vereda muy transitada del lugar.

—Lo siento mucho, iba distraída. No lo vi.

Jaejoong sonrió un poco, soltando a la mujer y alejándose apenas un paso, donde su fragancia fuera un adorable toque sutil y ligero.

—No se preocupe, al menos alcancé a sostenerla y que no ocurriera ningún incidente grave.

Ella sonrió, con un plácido sonrojo en las mejillas. Y Jaejoong supo que tenía la mitad de su batalla asegurada. Aunque su cabeza aún gritara ‘Yunho’ por todas partes, él sabía, que en algún momento dejaría de escuchar esa voz que le gritaba, que aquello por lo que sufría, era ese sentimiento que primaba en sus letras, con la primera letra del abecedario.

No cometería el mismo error que con Namin, ella no se le escaparía de las manos.

“He estado viviendo mi vida como un tonto. Dando vueltas y vueltas en un mismo lugar.

Ahora mi tiempo se está acabando, y esos momentos no regresarán más.”

..::  To be Continued ::..

 

Tenía un buen tiempo sin actualizar, mis disculpas con todos.

Ya tengo calculado cuanto será en total, como se los mencioné anteriormente. Serán cuatro partes. Y esta primera parte llamada ‘Amor’ constará de 20 capítulos. Ya vamos por quince, así que preparase para lo que viene. Y no me odien xD Faltan tres partes más y no querrán matarme sin saber como termina ¿no? xD

La cnción es de Sunny Hill, “The Grasshopper song”

Cuídense mucho, extrañaba publicar. Saludos everywhere. X’D

15 comentarios sobre “Amor: parte 15

    Chunsadycta escribió:
    24 diciembre, 2015 en 5:16

    puea mas que la verdad no enfiendo nadiiita asi que me va a focar chutarme el que sigue porque se supone que Jae va a jugar su prangicamente ultima carta asi que aleer¡¡¡¡¡

    Me gusta

☆ Por que mi único sueldo, son sus bellos comentarios ↓ ツ

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s